Alimentación durante la lactancia

¡Hola! hace unos días ya indiqué los temas a tratar durante los próximos artículos, todos ellos me los habéis pedido por Instagram. Empezamos con las proteínas vegetales y hoy toca el tema de la alimentación durante la lactancia materna.

La lactancia materna es de gran importancia tanto para la madre como para el bebé, tanto es así que hasta se celebra cada año “La Semana Mundial de la Lactancia Materna” que es del 1 al 7 de agosto de cada año.

Recordemos que la lactancia materna debe ser EXCLUSIVA hasta al menos los seis meses de edad. A partir de ahí, solamente la madre el él bebé decidirán cuando terminarla.teta-protesta

¿Por qué es tan importante?

  • La leche materna aporta absolutamente todos los nutrientes que necesite el bebé para su desarrollo.
  • Contiene anticuerpos. Éstos van a proteger al bebé de enfermedades que suelen ser frecuentes como por ejemplo la neumonía o la diarrea.
  • No solo es beneficiosa para los bebés, también para la propia madre, ya que reduce el riesgo anemia,  de cáncer tanto de ovario como de mama, de diabetes tipo 2 y de depresión post parto. Además, también se recupera mejor el peso post parto con la consiguiente recuperación de la matriz.
  • A largo plazo, se ha observado mediante algunos estudios que los niñxs alimentados con lactancia materna han tenido un menor riesgo de padecer algunas enfermedades ( obesidad, diabetes, enfermedades cardiovasculares…).
  • Además, se establece un bonito vínculo entre la madre y el bebé.

¿Qué tengo que tener en cuenta sobre la alimentación durante la lactancia?

Está claro que tanto siendo madre dando lactancia, como no, la dieta tiene que ser saludable. Hasta ahí llegamos todxs. Ahora bien, hay algunos apuntes especiales que hay que tener en cuenta si estás dándole el pecho a tu bebé.

En primer lugar saber que hay determinados alimentos que pueden producir un ligero cambio en el sabor de la leche, y esto puede producir el rechazo por parte del bebé. Por ejemplo la cebolla, el puerro, las alcachofas o los espárragos. Esto no quiere decir que haya que eliminarlos de la dieta, pero si tenerlo en cuenta para no estar tomando demasiada cantidad de de ellos, o bien, si el bebé rechaza la leche saber que un motivo puede ser este.

Otro aspecto a tener en cuenta es que hay que moderar el consumo de cafeína, ya que se excretar a través de la leche. Por supuesto hay que eliminar el consumo de alcohol y tabaco al máximo.

Además, habrá que tener en cuenta el aumentar la ingesga de agua en unos 700 ml aproximadamente, es decir, beber diariamente al menos 2,7 litros de agua.

Por el resto, hay que llevar una alimentación saludable como en cualquier otro caso, pero aumentando unas 500 kcal más al día. Es decir, consumir abundantes vegetales y frutas, aportar proteína de buena calidad procedente de legumbres, huevos, carne y pescado, frutos secos, derivados vegetales como el tofu, tempeh, seitán…y también aportar grasas saludables como la del AOVE. Por supuesto eliminar alimentos procesados, cárnicos procesados, productos con azúcares refinados. Esto no por estar dando el pecho, si no en cualquier caso es recomendable seguir estas pautas, pero todavía con más razón si es tu bebé al que le estás transmitiendo ciertos nutrientes a través de la leche.

Ejemplos de platos saludables y nutritivos para la lactancia:

  • Ensalada de garbanzos + tomate + zanahoria + nueces + AOVE
  • Quinoa con verduras + aguacate + AOVE
  • Salteado de arroz integral con verduras + AOVE
  • Verduras asadas + salmón
  • Revuelto de verduras + huevo campero

*Para darle más densidad calórica a los platos, siempre se puede añadir frutos secos extra, legumbre extra, semillas, AOVE, huevo…

¿Y qué hay de los suplementos? ¿debo tomar alguno?

No es necesario tomar ningún tipo de suplemento si se lleva una correcta alimentación, ya que con buenos alimentos se aportan todos los nutrientes necesarios. La única excepción es el suplemento de vitamina B12 en caso de ser la madre vegetariana o vegana. Esta vitamina pasará al bebé por medio de la leche materna.

Además, un suplemento de DHA también sería interesante, según considere el médico.


 

Espero que os haya ayudado con este artículo, y deciros que os recomiendo leer a Iria Quintans sobre este tema en su facebook  e instagram, que es una crack 🙂

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s